jueves, febrero 07, 2008

La inspección

Está hecho un toro, el tío. Hoy hemos ido, él y yo, a hacerle la revisión y el resultado ha sido “FAVORABLE”. Y eso que ya va teniendo sus añitos, el mozo, que es de la quinta del ochenta y siete. Pero nada, que ahí sigue dando guerra como si de un chaval se tratara. Hombre, está claro que no le puedes pedir que te corra como te corren otros, o que te aguante horas y horas dándole caña, pero él cumple con su papel a la perfección y conoce sus limitaciones, que ya es muy importante, lo de las limitaciones.

Me refiero al PEUGEOT 205, también conocido como peyódoscientoscinco (sin rimas), que lo he llevado esta mañanita con la fresca a pasar la Inspección Técnica de Vehículos, también conocida como iteuve, de la Comunidad de Madrid, también conocida por la comunidad en la que gobierna Esperanza Aguirre, también conocida como Doña Cuaresma, “la del gesto agrio y estricta conducta”.

Yo es que cuando voy a pasar la iteuve me pongo muy nervioso, no sé, como si fuera al médico para mí y me temiera que me vayan a sacar algo de la próstata. Había dos inspectores, el uno y el dos. Evidentemente. Lo digo para que no nos liemos, que luego salen los post muy enrevesaos. El Inspector de la Inspección ( valga la redundancia) Técnica de Vehículos número 1 (en adelante II(VR)TV1) se encarga, si no me equivoco (yo por los gestos que hace, que de mecánica ni papa) de las luces y accesorios varios, del frenado y de las emisiones de gases (de los del vehículo, entiéndase). Y el Inspector de la Inspección (valga la redundancia) Técnica de Vehículos número 2 (en adelante II(VR)TV2) se ocupa (también por los gestos, que en un minuto que habré tardado como mucho en pasar de línea no me ha dado tiempo a aprender de mecánica) de la alineación (del coche, no del partido de ayer) y de los bajos (también del coche).

Yo siempre voy con el miedo añadido además de que te toquen un II(VR)TV1 y un II(VR)TV2 de los bordes, porque convencidísimo estoy de que más que del estado del vehículo, el que pases o no pases la inspección depende sobre todo del estado de los dos susodichos, esto es, de que su equipo haya ganado el día anterior, de que hayan desayunado bien y sobre todo de que la noche haya comenzado, transcurrido o incluso finalizado con triunfo torero en lo que al acto copulativo viene refiriéndose, por decirlo sin rodeos. Si ya lo dicen los publicistas, que de esto saben un rato: “si tu vida sexual va bien, lo demás no importa”.

II(VR)TV1: ¿Me da usted los papeles, Estilografic Punto Blog?
EPB: ¿Todos? Es que llevo el maletero llenito de periódicos, de dibujos de las niñas, de envolturas de caramelo...
II(VR)TV1: No, no, los papeles del coche. La documentación.
EPB: Disculpe, es que me pongo muy nervioso...
II(VR)TV1: Ya, ya, no se explique, si ya lo he leído en el post, lo de la próstata. Avance, encienda las luces y deje el coche en punto muerto.
EPB: ¿Por ese orden?
II(VR)TV1: Conviene, sobre todo lo del punto muerto, porque si no es que no se va a mover.
EPB: Vale, vale.

A mí cuando me dicen que pise el freno lo que hago en estos casos es que aprieto con todas mis fuerzas, confiando en que así se crean que es que las pastillas (las del freno) están en perfecto estado. Pues no tengo yo picardía ni ná para estas cosas. Yo creo que he sentido hasta el frío del asfalto, al pisar. Y lo mismo cuando me dicen que mueva un poco el volante “suavemente” para un lado y para otro. Yo le doy casi la vuelta completa, jeje, para que así se piensen que lo que tengo entre manos más que un coche es La Máquina.

II(VR)TV2: ¿Es usted Estilografic Punto Blog?
EPB: Sí, sí, lo sigo siendo.
II(VR)TV2: Bien, pues aparque el coche en la calle y espere un momentito.
EPB. ¿Se refiere a La Máquina?
II(VR)TV2: Haga el favor de quitarse de en medio a la voz de ya.
EPB: Vale, vale, ya espero.

Es entonces, cuando aparcas el vehículo en la calle y pasas a la sala de espera, cuando los minutos que trascurren hasta que te llaman parecen horas, las horas parecen días, lo días meses y los meses años. Los nervios apenas te dejan respirar y la mente se te queda en blanco mientras pasan por ella, a modo de fotografías color sepia, los instantes más significativos de tu vida.

II(VR)TV2: ¿Estilografic Punto Blog?
EPB: Aquí sigo. Aquí sigo... dígame doctor, digo inspector, qué ha ido ¿niño o niña?
II(VR)TV2: La inspección es FAVORABLE. Vuelva en 2009.
EPB: Uf, no sabe qué peso me quita de encima, doctor.
II(VR)TV2: Tome, los papeles y la pegatina.
EPB: Gracias, gracias. La pegatina qué es ¿para las niñas?
II(VR)TV2: La pegatina la coloca usted en el cristal, que se vea y sepan que ha pasado la revisión, y los papeles se los guarda.
EPB: De acuerdo... Pero oiga, aquí debe haber algún error, no me explico...
II(VR)TV2: ¿A qué se refiere, Estilografic Punto Blog?
EPB. Pues a que si no recuerdo mal, el año pasado me la dieron FAVORABLE CON DEFECTOS LEVES.
II(VR)TV2: ¿Y...?
EPB: Pues que me va a dar usted la hoja de reclamaciones, porque yo los defectos leves esos no se los he arreglado. Así que ya me dirá usted dónde están ahora, mis defectos. Aquí pone sólo FAVORABLE.
II(VR)TV2: ¿Usted es tonto o qué, Estilografic?
EPB: Discúlpeme, doctor, son los nervios, que no dejan de traicionarme.

11 comentarios:

Hyku dijo...

Pero válganme las válvulas y la mariposa del carburador, Sr. Estilografic Punto Blog (del que no hace mucho se decía que si venía guapo y elegante a la oficina).

Cómo ha podido ser presa de los nervios si para el "peyóscientoscinco" (nombre que siempre tuvo en mi barrio) esas pruebas son apenas un trámite a superar sin despinarse?

No en vano, en su presentación la publicidad rezaba "Contigo, al fin del mundo" y ya se sabe que ese final puede ser espacial o temporal, de modo que aún le quedan muchas iteuves por superar, salvo que tenga algún percance ajeno a la voluntad de dicho vehículo.

Por lo demás, que se tome aceite sintético, revise correas, juntas y engranajes, no sufra acelerones en frío y no permita que presente un aspecto desaliñado, no sea que lo confundan con un automóvil abandonado y, dado que es un modelo anterior al año 90, se encuentre una mañana con habitantes residiendo en su interior.

Hala, hasta dentro de dos años o diez mil kilómetros.

Saludos
:-)

PD: ya que estamos, oso decir que el número osocientos de búsqueda de plantígrados me ha facturado la nada despreciable cifra de oso euros el minuto y encima me han tenido un cuarto de hora en espera, con sonidos tipo "escapemos del guardabosques, Bubu" de fondo...qué osadía...

Irreverens dijo...

¡jajajaja, me partoooo!
XDDD

Es que yo pasé mi primera ITV chispas hace justo un año y no veas cómo sudaba de los nervios. Que ya no sabía si tenía que ir p'alante o p'atrás.
El Inspector se descojonaba por dentro, que se lo noté, pero al menos tuvo la amabilidad de no reírseme en toda la cara.

Y lo mejor de todo, EStili, mañana a las 8.30h, "sastamente", estaré allí, a punto de poner el punto muerto, jajajaja. Te lo juro, que no es coña.

Menuda coincidencia.
:)

Ah, y yo llevo una Kangú llena de bollos.

wen dijo...

A mi me toca en septiembre creo... la pasamos hace un par de años y la verdad es que si que se pasan nervios, sí jejejeje.
Detodos modos , teniendo un 205 es menor el temor... qué pedazo de coche jajajaja, No, lo digo en serio, mis padres tuvieron uno y uffff, con ese coche hemos viajado por toda españa y parte del extrangero.. de echo lo cambiaron porque crecimos mi hermano y yo y lo vendieron sino seguro que aun lo tenían, es un coche estupendo. De hecho.... cuando me compre yo el coche de segunda mano es el primero que voy a mirar... el tuyo no está en venta, no? no será gris?

vitruvia dijo...

Lo maravilloso de no tener coche es que no paso por momentos de esos, jajajajajaja. ¿Liosas tus entradas? ¡que va! si una vez superado el tercer párrafo de ésta cualquier cosa es terreno llano, jajajajajajajaja.
Voy a abusar un pelín de que aquí no se cobra para contar una cosa. Mi señora madre tiene el defecto de oir campanas y no saber donde. Me explico: Hubo una temporada que el coche de mi padre (que es el que yo uso para llevar a mi madre de aquí para allá) se apagaba, se quedaba sin batería o yo que sé. El caso es que mi madre, una vez de estas, tuvo la brillante idea de contarme el truco de mi padre para encender el coche: "Mira, Mariña, haz lo que hace papá, que a él le enciende.Antes de encenderlo, ponlo en punto muerto. Él es lo que hace"
Mira, todavía me parto cada vez que lo recuerdo, jajajajajajajaja.

Mariano Zurdo dijo...

Me troncho, equisdé, equisdé, equisdé.
Me has recordado al crucificado de La vida de O´brian, cuando está en la cola de la crucifixión.
Le preguntan: ¿crucifixión?
Y él dice: No
Ah, pues váyase.
Que no, que no, que era broma. Que me toca crucifixión...

Carlos Añejo dijo...

Leches, como ha cambiado esto... estilográfica nueva (EN), ¿eh?.

Yo la primera vez que la pasé, cuando te pones encima del foso y empiezan a mover el coche de un lado a otro, que parece que se te ha calado en medio de una manada de bisontes encabronados, no puede evitar gritar ¡DIOS MÍO, VAMOS A MORIR!.

Luego le echo un vistazo al resto de los post, para ver si los albañiles te han dejado todo el blog "a ras".

Belén dijo...

Este... pero la Itv no la pasan también según que sujetos? me estoy acordando de cierto novio que tuve que...

Bueno, nada, que si no nos desviamos...

Me he partido, como siempre, algún día la Itv me la va a pegar usted sr epb

Besossss

Desesperada dijo...

yo nunca pasé la ITV, se nota? jajajajajajaja

Irreverens dijo...

Bueno, pues ya hemos pasado la ITV nosotras también (mi Kangú y yo).
:)
Y hasta el año que viene.

Me he acordado mucho de ti, Estili, porque otra vez he visto que el Inspector 1 se descojonaba por dentro.
Me decía: pisa el freno y yo, hala, el acelerador.

XDDD

Estilografic.blog dijo...

Disculpad que no haya podido contestaros a todos uno por uno. Gracias por vuestras valiosas anécdotas y aportaciones, chic@s.

banderas dijo...

Hoy no he podido evitar una sonrisa sardónica al leer tu maravilloso post sobre la "iteuve" de tu maravilloso "peyodoscientoscinco"... y es que yo tambien luzco uno bajo el culo... nunca mejor dicho, oiga. El mío es de 1998, el pobrecillo, y lo que le queda, como digo yo. La cuestión romántica del asunto es que me he identificado absoluta y rotundamente con usted, caballero de la estilográfica herramienta.

¡Ains! ¡A mi me tocarán los sudores fríos en pleno mes de junio!... mejor me voy preparando ¿no?

Un abrazo ;-)